IRZA
Iguala, Gro. La Fiscalía General del Estado informó que César Gómez Arciniega, de 36 años, fue ingresado el sábado al Centro de Reinserción Social (Cereso), con sede en Tuxpan, Iguala, en la región Norte de la entidad, con base a una orden de aprehensión por el delito de feminicidio cometido en Taxco en enero de 2018 en agravio de su ex esposa, la nutrióloga Magdalena Aguilar Romero.

Con base a la información ministerial, en el asesinato habría participado la madre de César, Silvia N, misma que fue capturada previamente y quien desde diciembre de 2019 ya se encuentra purgando una condena de 40 años de cárcel.

César, al que en el país ya conocen como “El Caníbal”, fue capturado por causalidad el miércoles 6 de julio pasado por elementos de la policía turística de Tijuana, Baja California, cuando se encontraba ingiriendo bebidas embriagantes en el callejón Juan Bosco, entre la avenida Revolución y calle Sexta de la colonia Zona Centro de esa ciudad fronteriza.

Cuando fue aprehendido por una falta administrativa, a los agentes les dijo que se llamaba Máximo, pero en dos ocasiones cambió sus supuestos apellidos, de Herrera García a Guerrero García, lo que les pareció sospechoso y luego de que lo pusieron bajo custodia, realizaron una consulta en el sistema nacional que les arrojó su nombre real con su fotografía y el delito de feminicidio por el que era buscado con base a la carpeta de investigación C-08/2018.

Lo anterior fue confirmado por la misma Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana de Tijuana, Baja California.

“El Caníbal” se mantuvo prófugo por 4 años y medio, a pesar de que era buscado incluso por la Interpol y que la Fiscalía General del Estado ofreció 500 mil pesos por información que diera con su paradero para que fuera capturado, luego de que el 22 de enero de 2018 fue descubierto que en un botanero de su propiedad se encontraban los restos descuartizados de su ex esposa, los que fueron hallados en caldo rojo en ollas de peltre cocinándose en la estufa y otros estaban guardados en el refrigerador.

Con base al reporte de las autoridades ministeriales, el 13 de enero de 2018, la nutrióloga llegó al domicilio de César y su madre, en el callejón del Platero 8, en el Barrio de Guadalupe de Taxco, para recoger a sus dos pequeños hijos, debido a que tenían la guarda y custodia compartida.

Según esa información ministerial, cuando Magdalena ingresó al domicilio, inmediatamente la agredieron y tanto Silvia como su hijo César y luego la estrangularon, la descuartizaron y la cocinaron.

El viernes, luego de su detención el miércoles en Tijuana, la FGE realizó todos los trámites que quedaron resueltos para que elementos de la Policía Ministerial de Guerrero trasladaran en avión comercial a César a la Ciudad de México, de donde por tierra la madrugada del sábado lo llevaron al Cereso de Tuxpan, en Iguala, donde finalmente a las 10:45 de la mañana fue puesto a disposición del juez de control.

Posteriormente se llevó acabo la audiencia inicial de formulación de imputación y vinculación a proceso.
En la audiencia, fue el agente del Ministerio Público quien hizo del conocimiento los hechos que se le atribuyen a César y los datos de prueba con que se cuenta para solicitar la vinculación a proceso.

César solicitó un plazo para resolver su situación jurídica, quedando en prisión preventiva oficiosa.

Comparte en:

Versión impresa