Centaurus, la nueva variante – Don Chimino

Por: J. David Flores Botello

CENTAURUS, LA NUEVA VARIANTE.- El enemigo llamado SARS-Cov-2 está constantemente mutando, la pandemia no ha terminado y sigue al alza en Europa, Asia, Estados Unidos y en nuestro país, con la vigilancia genómica (secuenciamiento genético completo) que se hace de manera continua en algunos países para conocer la estructura del virus y ver si está cambiando o no, a eso se le conoce como variantes, dicha vigilancia permitió que en mayo pasado, en la India, se detectara una variante que tiene ocho mutaciones completamente nuevas en la corona (espiga) que, de acuerdo con el orden científico, le tocaba el número 75, es importante recordar que toda la familia de Ómicron empieza con dos letras BA luego sigue un punto, luego viene un número, un punto y luego lo que se conoce como sub número, la nueva subvariante BA.2.75 ha sido apodada Centaurus, que es por decir así, una hija de la BA.2 y que está explosionando y multiplicando por dos o por tres el número de casos cada semana, al menos son 22 países que han reportado esta subvariante cuyas 8 mutaciones en la espiga del virus le confiere una capacidad enorme para contagiar porque puede evadir los anticuerpos que se adquieren con la vacuna o de manera natural, de tal forma que una persona se puede enfermar 2 o hasta tres veces en un corto periodo de tiempo, con los virus BA.4 y BA.5 se incrementó el número de casos pero no tanto como con Centaurus, afortunadamente la mayoría de los casos son leves, pocos requieren hospitalización, si bien haberse enfermando anteriormente y tener vacuna los hace menos susceptibles de enfermarse gravemente, aún así, es importante aplicarse los refuerzos, hasta cuatro vacunas para seguir protegiéndose. Centauro es un personaje de la mitología griega, cuya parte inferior es de un caballo y la superior de un ser humano, Centaurus también se refiere a superdotada por su rápida propagación, hay quienes dicen que el nombre viene dado por sus grandes mutaciones, ya que el centauro estaba compuesto por dos seres diferentes, la Organización Mundial de la Salud (OMS) nunca ha utilizado este apodo en sus comunicados oficiales pero si nos siguen insistiendo en la importancia de vacunarnos a pesar de ya haber padecido la enfermedad y de tener 2 o 3 vacunas. Los síntomas que provocan estas nuevas subvariantes difieren muy poco de las anteriores, los más frecuentes son escurrimiento y congestión nasal, tos, dolor de garganta, fatiga, dolor de cabeza, dolores musculares, cansancio y en algunos casos puede haber diarrea o problemas gastrointestinales. Los expertos opinan que “la experiencia muestra que las nuevas variantes seguirán apareciendo en la población humana probablemente durante muchos años más”, así que, no bajemos la guardia, hay que seguir utilizando las medidas de higiene y protección que esta pandemia nos ha obligado a implementar como la sana distancia y el uso adecuado del cubrebocas. Vacúnese y lleve a sus hijos a que también sean inmunizados, más vale.

DON CHIMINO.- Aráchole con el Alfredo, ya se ´bía prolongado con su pática, pasaban de las 11 de la noche y no tenía para cuándo terminar de decirnos qué había pasado con su vida, le dio otro trago a su mezquite y siguió: –“Me iban a dar de alta al mediodía, pero llamaron de la policía de investigación que querían hablar conmigo y tuve que esperar hasta como las 6 de la tarde, me hicieron muchas preguntas, que si usaba drogas, que si era alcohólico, si tenía armas, que si había intentado suicidarme antes y que tenía que

acudir con el psiquiatra para que me terapeara, al final me dieron mi celular y por fin pude regresar a casa, Richard había estado pendiente de mí y él me llevó, Nancy se quedó en el hospital con Henry que milagrosamente había recuperado la conciencia después de que le sacaron el coágulo de sangre de su cerebro, entré a la recámara que por tantos años compartí con Nancy, en dos maletas grandes puse la ropa que más usaba y me fui a dormir al cuarto de visitas, aun me sentía adolorido de todo el cuerpo pero más me dolía el corazón por la traición de Nancy, inquieto, lleno de pensamientos me quedé dormido hasta el otro día que fui a abrir el restaurante y checar que todo estuviera en orden, le llamé a mi compadre Epifanio, le dije que quería hablar con él y fue de inmediato a verme, lo pasé a la oficina donde le dije que no quería regresar a la casa y enfrentarme con Nancy, tuve miedo de mis reacciones, le pedí que me diera alojamiento a lo cual accedió, me dijo que lo pensara bien, que mejor esperara a que Henry fuera dado de alta y con más calma platicara con ella y coincidió con lo que me dijo Enriqueta, que Nancy me quería mucho, que no destruyera el matrimonio y me volvió a salir otra vez con la cantaleta de que la perdonara, que pensara que solo fue una canita al aire como alguna vez lo hicimos nosotros, pero no, le pedí que mejor desde esa noche me dejara quedarme en su casa en lo que conseguía un departamento para mudarme y rehacer mi vida, me dolía mucho por los muchachos que los quería como si fueran mis hijos ¿ya les había dicho que eran hijos de ella y no míos, verdad?”– Le estaba dando tanta vuelta al asunto que me desesperó y le dije: Aray Alfredo, ya dinos qué pasó pues, ¿te separastes de Nancy? ¿Y qué con Enriqueta?, algo le estaba pasando en su cabeza al Alfredo porque de momentos se quedaba como ido, como zombi, con la vista como quien mira a lo lejos, sus ojos se le miraban vidriosos y rojos, le dio otro trago a su mezcal y dijo –“¿eh?, ¡ah sí!, ¿en qué íbamos?, ¡ah, okei, okei!… Pues sucedió que Nancy y Enriqueta se hicieron muy amigas, platicaron muchas veces mientras daban de alta a Henry y a su papá de Enriqueta, ambos estuvieron hospitalizados una semana más, por las noches nos turnábamos Nancy, Richard y yo para acompañar a Henry, Enriqueta se turnaba por las noches con su mamá y su hija Caprice que había llegado a Chicago desde Matamoros, varias veces coincidimos en la cafetería y en la sala de espera, Caprice, guapa, elegante, de fácil conversación dejó apantallado a Richard, yo creo que por sus ojos verdes, nariz respingada pero sobre todo porque sacó el cuerpazo de Enriqueta, desde que se conocieron hubo química entre ellos, tanta que antes de que pasara un año se casaron”– De pronto se quedó silencio como que se le fue la onda y le dije casi desesperado, ¡ándale ya Alfredo!, dinos, y ¿qué pasó con Nancy?, le dio otro trago al mezquite y siguió “–Pues nada, que el tal Paul, el fulano que me bajó a Nancy fue su entrenador en el Gin, un tipo carita, mamado y algo afeminado, codiciado por la mayoría de las damas que asistían a ejercitarse, creyó que ella había sido la ganona, pero no, el tipo resultó ser un vividor, a son of a bitch, un hijo de la chingada, como los dos restaurantes estaban a nombre de Nancy la convenció para que los endosara a su nombre y conseguir un crédito hipotecario para instalar y equipar otros tres gimnasios, le dijo que en un año recuperaría la inversión pero descubrió que era cocainómano y que sus supuestos músculos no eran tanto de ejercicios sino porque tomaba y se inyectaba esteroides, además le salió apostador, se iba a los casinos donde algunas veces llegó a ganar unos miles de dólares pero terminó perdiendo una fortuna, cayó en cesación de pagos al banco y se quedaron sin los gimnasios y los restaurantes,

todo eso lo supe por Lupita esposa de Epifanio que era muy amiga de Nancy”– Alfredo otra vez guardó silencio, se volvió a quedar como ido, a mí, me quedó rezumando esa etspresión que ya tarda no oía de sanababich para decírselo a alguien que de a tiro es un hijo de su rechifosca mosca y… híjoles ya me colgué de nuez, áhi nos pa l´otra, graciotas.

Comparte en:

Versión impresa