Servicios AINI
Vinnytsia, Ucrania. Socorristas con perros adiestrados continúan este viernes con la búsqueda de desaparecidos entre los escombros tras el ataque ruso con misiles, el cual dejó al menos 23 muertos, entre ellos tres menores, y más de 100 heridos en Vinnytsia, una ciudad del centro de Ucrania.


Cerca de 73 personas, incluyendo cuatro infantes, siguen hospitalizadas; mientras que 11 están desaparecidas, según Oleksander Kutovyi, portavoz del servicio de emergencias local.


Por su parte, el presidente Volodimir Zelenski escribió 97 víctimas buscaron ayuda y que se hará «todo lo posible para encontrar y castigar a quienes dan órdenes criminales y a quienes las llevan a cabo».


Los equipos de búsqueda revisaban dos sitios: un edificio de oficinas con un centro médico y una sala de conciertos cerca de un área recreativa al aire libre donde a menudo hay madres con sus hijos.


Bajo este panorama, el gobernador de Vinnytsia, Serhiy Borzov, mencionó que hasta ahora solamente se ha logrado identificar a 10 de los muertos, de acuerdo con The Associated Press.


En tanto, las fuerzas rusas atacaron otros sitios en su intento de conquistar territorio ucraniano, en un momento en que la guerra está cerca de cumplir cinco meses de haber comenzado.


Cabe mencionar que la campaña militar rusa en Ucrania ha estado enfocada en la región oriental del Donbás, pero las fuerzas rusas disparan rutinariamente contra objetivos en otras partes de país.

Por su parte, el Ministerio del Interior de Ucrania indicó el viernes que Rusia había realizado más de 17 mil ataques sobre objetivos civiles durante la guerra, causando la muerte de miles de combatientes y civiles, además de desplazar a millones de sus hogares.

Comparte en:

Versión impresa