Servicios AINI
Estados Unidos. El gobierno de Estados Unidos, a través del Departamento de Justicia, agradeció este viernes a México la detención del narcotraficante Rafel Caro Quintero, a quien pedirá le entreguen de manera inmediata.


“No hay escondite para nadie que secuestre, tortura y asesine a las fuerzas del orden estadounidenses», afirmó el fiscal General de Estados Unidos, Merrick B. Garland, tras la captura del asesino del agente especial de la DEA, Enrique “Kiki” Camarena, en 1985.


«El arresto de hoy es la culminación del trabajo incansable de la DEA y sus socios mexicanos para llevar a Caro-Quintero ante la justicia por sus presuntos delitos, incluida la tortura y ejecución del agente especial de la DEA Enrique “Kiki” Camarena», resaltó.


Así, indicó que buscarán la extradición inmediata de Caro Quintero a Estados Unidos «para que pueda ser juzgado por estos crímenes en el mismo sistema de justicia que el agente especial Camarena murió defendiendo”.


Además, lamentó el accidente en el que 14 militares mexicanos murieron cuando el helicóptero en el que viajaban se desplomó en Los Mochis, Sinaloa.


«Nos unimos al duelo por los 14 militares mexicanos que dieron su vida al servicio de su país y expresamos nuestras condolencias a los seres queridos que dejaron atrás”, agregó B. Garland.

Comparte en:

Versión impresa