Por: Boletín


Chilpancingo, Gro., Junio 20.- Para establecer que el formato del Registro Civil impreso en papel especial y con los niveles de seguridad requeridos para la expedición de actas certificadas de nacimiento es un documento único con pleno valor, que no perderá vigencia y ninguna autoridad, institución pública ni privada podrá condicionar su actualización, el diputado Joaquín Badillo Escamilla propuso adicionar la Ley en la materia.

En la iniciativa que se analiza al interior de la Comisión de Justicia se señala que el acta de nacimiento es un documento público que en contadas ocasiones registra alguna modificación, como en el caso de la adopción, reconocimiento o por resolución judicial que modifique o rectifique el nombre, fecha o lugar de la persona, entre otros.

En ese sentido, refiere que “el acta de nacimiento no es más que la declaratoria de nacimiento, hecho que sólo acontece una sola vez en la vida y cuyo registro compete a la autoridad del Registro Civil; por lo tanto, el documento no variará en sus contenidos a lo largo del tiempo en la vida del registrado; es decir, sólo se registra la declaratoria de nacimiento y nada más, por lo que no existe una razón lógica o fundamentada para que se pidiese su actualización, como si el acto de nacimiento aconteciera frecuentemente”.

Agregó que en el pasado la población mexicana tenía su acta de nacimiento «original» y de ella misma sacaba copias simples para realizar cualquier trámite administrativo, y que en el año 2000 se estableció el Registro Nacional de Población e Identificación, con un solo formato para los Registros Civiles y con 14 medidas de seguridad que impiden que haya datos alterados.

Abundó que en el 2015 el Consejo Nacional de Funcionarios del Registro Civil, órgano técnico y operativo de coordinación de todos los registros civiles de México, aprobó el nuevo y único formato para la expedición y certificación de las actas de nacimiento, el cual homologa el diseño, características y contenido de este documento en todo el país, lo que es necesario y justificable ante tanta variedad en los formatos que imposibilita la aplicación de las tecnologías y la sistematización de la información, o que proporcione bases de datos robustas que permitan explotar la información de manera eficiente.

Badillo Escamilla añadió que una característica de este formato digital es que puede ser consultado, impreso y validado a través de internet, lo que garantiza su confiabilidad, seguridad y certeza jurídica.

Explicó que a través del tiempo se ha observado que diversas instituciones públicas y privadas solicitan a los usuarios actas de nacimiento originales y actualizadas, con el pretexto de tener certidumbre legal en dicho documento, lo que ha traído a la población molestia y erogación de recursos, ya que la petición de dicho trámite no está fundada ni motivada.

Por todo lo anterior, Badillo Escamilla considera necesario hacer modificaciones a la Ley del Registro Civil para apoyar a la población, protegiendo a los más vulnerables, cuidando que tengan certeza jurídica en sus trámites y ayudando al gasto familiar.

Comparte en:

Versión impresa